Con el objetivo de conocer las opiniones de los distintos integrantes del Sistema Nacional de Salud (SNS) sobre el anteproyecto de Ley de Salud Mental, las diputadas y diputados que conforman la Comisión de Salud recibieron a la Directora de Fosalud, Verónica Villalta, quien expuso algunas observaciones puntuales al documento; a la vez, que se emitieron las recomendaciones.

Entre los principales puntos observados está que el anteproyecto debe plantear una respuesta integrada del sector salud y de otros sectores afines, mediante la ejecución de políticas, planes, programas y servicios apropiados de promoción de la salud mental y de prevención, tratamiento y rehabilitación de los trastornos mentales, neurológicos y por abuso de sustancias, y para ello se debe de incrementar los recursos financieros y las mejores pruebas científicas disponibles para lograr que toda la población de El Salvador disfrute de una óptima salud mental e incursione en el bienestar de su familia y de la comunidad.

De igual manera, la funcionaria señaló otros aspectos que tienen que ver más con la estructura de la propuesta de Ley. “Consideramos que se debe de integrar la orientación de la OMS en el marco del programa de acción para superar las brechas en salud mental, relativos a los trastornos mentales, neurológicos y por abuso de sustancias”, indicó Villalta.

El anteproyecto de Ley busca regular las bases y modalidades para garantizar el acceso a los servicios de salud mental con enfoque de derechos humanos, y establecer los mecanismos adecuados para la promoción, prevención, evaluación, diagnóstico, tratamiento, rehabilitación y fomento de salud mental en el país.